jueves, 6 de agosto de 2015

Inflación se acelera y Pit ve que salario "paga el precio"

POR PAUTAS DEL GOBIERNO


La suba de precios en siete meses del año de 6,92% es la más alta para ese período desde 2002. En los 12 meses cerrados a julio, la inflación acumula 9,02% y esto junto a los lineamientos del gobierno para los Consejos de Salarios lleva a que el Pit-Cnt sostenga que el salario "pague el precio mayor" de la situación.

M. MONTAUTTI / F. TISCORNIA06 ago 2015
En tanto, economistas consultados por El País, señalaron que la suba del dólar complica, ya que si está sobre los $ 29 a fin de año, pondrá la inflación en 9,5% al cierre de 2015. El riesgo de llegar al 10% de aumento del Índice de Precios del Consumo (IPC) está latente, añaden.
La inflación anualizada lleva 55 meses fuera de la meta del gobierno (ver gráfico).

Dato y reacción.

En julio, la suba del IPC alcanzó a 1,22% por el aumento en el precio de combustibles y del Imesi al cigarrillo. Esta fue la mayor suba mensual desde enero y el dato más alto para julio desde 2002.
El gobierno acordó el pasado jueves con industriales, importadores y supermercadistas congelar unos 1.400 artículos por el plazo de 60 días. Con eso espera moderar la inflación en agosto y las expectativas.
Lo segundo por ahora no parece lograrlo. El director del Instituto Cuesta-Duarte del Pit-Cnt, Milton Castellano dijo ayer a El País que el dato de inflación confirma las críticas del Pit-Cnt hacia los lineamientos del Poder Ejecutivo para la ronda de Consejos de Salarios.
"Para Uruguay mantener niveles de inflación de entre 7% y 9% es un esfuerzo constante y permanente. Es difícil bajarla; con gran esfuerzo se mantiene por debajo de 10%. Estos lineamientos ubican un ajuste anual de 8,5% como promedio. Implica entonces que tampoco los salarios tienen posibilidades de acompañar el crecimiento de la economía", afirmó.
Hay dos elementos centrales que el Pit-Cnt entiende que deben modificarse. Por un lado que los correctivos por inflación pasada sean anuales y no cada dos años como estableció el gobierno. El otro tema que preocupa "es que los ajustes pasen a ser semestrales en vez de anuales. Si pasan a ser semestrales significan objetivamente una pérdida en el poder adquisitivo de los trabajadores", afirmó Castellano.
Agregó que preocupa la suba de precios porque "no logra ceder y los lineamientos del Poder Ejecutivo hacen que el salario sea el que pague el precio mayor de esta situación".

Analistas.

"Las presiones inflacionarias se están intensificando, porque a las presiones domésticas (derivadas de sostenidas subas de salarios) se le ha agregado una suba muy acelerada del dólar en los últimos meses", dijo la gerente senior de Asesoramiento Financiero de Deloitte, Florencia Carriquiry (ver gráfico). Por eso, el Banco Central ha salido a intervenir fuerte para moderar la suba del billete verde.
El director del Centro de Economía, Sociedad y Empresa del IEEM, Ignacio Munyo señaló que "si el dólar se hubiera quedado planchado en los valores de febrero ($ 24,50) y el resto de las variables que explican la inflación hubieran evolucionado tal como lo hicieron, según nuestro modelo la inflación acumulada en el año sería 5% en vez de 6,92%".
Es difícil que eso se revierta. "La tendencia que dan los fundamentos son a la depreciación del peso y en general de todas las monedas contra el dólar. Lo que suceda en las economías de Argentina y Brasil con el dólar le puede dar un sesgo aún de mayor depreciación al peso y de mayor volatilidad, lo que podría implicar nuevas intervenciones del BCU", dijo la directora del Instituto de Economía, Gabriela Mordecki.
Para el gerente del Departamento de Economía de CPA/Ferrere, Alfonso Capurro "la gestión de la inflación en la segunda mitad del año será un desafío importante para la política económica. Esperamos un repunte adicional de la inflación, que estimamos cerraría el año en torno al 9,5%, incluso asumiendo que el dólar no se desliza por encima de $ 29 en 2015, lo cual podría calificarse como conservador dado el panorama de inestabilidad que tenemos estos días en Brasil".
Munyo coincidió que con un dólar en $ 29 a fin de año, la inflación será de 9,5%. Tanto Capurro como Munyo ven que podría irse a 10% con un dólar más alto. Carriquiry indicó que por la suba del dólar, Deloitte corrigió al alza la proyección de inflación a fin de año a 9,5%.
En tanto, Munyo señaló que "el gobierno mantiene en curso el ajuste fiscal encubierto en las tarifas de Ancap" lo que "no" comparte "porque implica validar en las tarifas las ineficiencias de Ancap y porque creemos en el poder de las señales que pueda dar el gobierno con el compromiso con la inflación". Recordó que la calificadora Standard & Poors señaló que "la inflación persistentemente alta es la principal debilidad macroeconómica del Uruguay".
Carriquiry dijo que "este panorama de suba de la inflación hace aún más complicada las negociaciones salariales".
Para Mordecki "no solo hay que cuidar los salarios sino también el empleo, aunque lógicamente la mayor inflación puede agregarle algún elemento de mayor desacuerdo con las pautas del gobierno".
Según Munyo, "la aceleración inflacionaria es una muy mala noticia en la negociación salarial porque no hace más que apuntalar la pérdida de credibilidad del compromiso del gobierno".

Habrá "UTE Premia" y descartan suba de tarifa.

El presidente de UTE, Gonzalo Casaravilla, descartó que la empresa pública vaya a aumentar las tarifas este año, a pesar de la suba del dólar en la plaza local. "No tenemos ninguna previsión de ajuste de tarifas hasta el próximo año. En este momento, impacta más el ajuste del tipo de cambio, pero no hay previsión de ajuste", dijo. Además, el jerarca sostuvo que a fin de año se llevará a cabo el Plan UTE Premia que ofrece quitas por única vez en diciembre en las facturas de electricidad de clientes que hayan cumplido con algunos requisitos que plantea la empresa. Con el plan, dijo Casaravilla, lo que busca UTE es "tener empatía con los clientes. Cualquier empresa que quiere hacerlo, sobre fin de año le manda a sus clientes una canasta, una tarjeta, le envía alguna señal. Es una herramienta comercial". El UTE Premia representa el 1% de la facturación anual de la empresa pública.